Temperley reaccionó a tiempo pero en los penales se quedó sin final

Temperley reaccionó a tiempo pero en los penales se quedó sin final

Temperley empató en el epílogo del partido ante Rosario Central, que terminó superando al Celeste en los penales y dejó al equipo de Turdera a las puertas de un logro histórico, la final de la Copa Argentina 2018. El Gasolero se fue de la competencia sin haber perdido un solo partido. 

El equipo dirigido por Edgardo Bauza le ganó 4 a 2 a Temperley en los penales luego de empatar 1-1 al cabo de los 90 minutos disputados en el estadio Mario Kempes de la ciudad de Córdoba y jugará la final por cuarta vez, ahora con el vencedor de River Plate-Gimnasia La Plata.

Ledesma, el arquero del Canalla, le sacó dos tiros libres de gol a Cerutti en el primer tiempo y en ese lapso si uno de los dos debía ganar, ese era el conjunto de Cristian Aldirico. Pero en el amanecer del segundo tiempo el gol de Zampedri fue un baldazo de agua fría para los del sur.  

Temperley fue orgullo y corazón. Y consiguió el premio en el gol de Federico mazur, que le puso suspenso cuando parecía que el partido se lo llevaba Central. “Nos quedamos sin nada en un partido donde hicimos mucho para obtener más. A pesar de todo, estamos orgullosos de haber dado pelea”, aseguró Cristian Aldirico, el DT.

El arquero Matías Castro erró el primer disparo del Gasolero. El yerro de Caruzzo le dio esperanzas al Cele, pero justo Ramiro Costa falló su remate y Castro no tuvo suerte en ninguna definición. Mancinelli y Prieto convirtieron los penales del Cele y Marcos Ruben, Washington Camacho, Ortigoza y Leonardo Gil hicieron los de Central.

Ante el aplauso cerrado de los hinchas que viajaron al estadio cordobés, los jugadores del Cele le ofrecieron sus camisetas como símbolo de agradecimiento. 

Etiquetas ,

Posts relacionados

Top