San Martín de Burzaco le puso punto final a un campeonato lleno de sombras - Brown Online

San Martín de Burzaco le puso punto final a un campeonato lleno de sombras

San Martín de Burzaco terminó un torneo con balance negativo durante el cual ganó apenas 7 partidos en 38 encuentros. Eso, más los 18 empates y las 13 derrotas lo ubicaron en la posición 16 entre 20 equipos, con uno de los peores números del campeonato de la Primera C. Sanma fue junto con Dock Sud el equipo menos ganador. Incluso ganó un partido menos que el último, Berazategui.

En el primer tramo del campeonato San Martín de Burzaco defraudó en el juego y, por supuesto, en los números, aunque había empezado relativamente bien, pues mantuvo el invicto hasta la fecha 7, cuando cayó 3-0 ante Laferrere. Le siguieron tres derrotas más al hilo. En la fecha 12, Sanma había ganado apenas dos partidos y hubo de pasarse 10 fechas sin ganar, hasta la 23, el 31 de marzo, ya con Galeano como DT, que había debutado con un 0-3 abajo contra Midland, el 11 de marzo.

Ni Gabriel Ostanelli ni Daniel Moscetta ni antes Martín Pellegrino, que había tomado la posta de Cristian Ferlauto, por formar parte del cuerpo técnico del exitoso DT, pudieron encontrar un equipo con una idea de juego.

Diego Galeano estuvo en el banco de Sanma en 19 ocasiones: ganó 4, perdió 5 partidos y empató 10. Tras el empate con el cual cerró el torneo el DT dijo : “Merecimos mucho más hoy y en general, en los 10 partidos que empatamos merecimos el triunfo”. No hay seguridad de que eso sea realmente así. Lo cierto es que Galeno lo tomó a Sanma en el puesto 20, con una racha nefasta que lo mantenía lejos del triunfo. Y logró cambiarle la cabeza al equipo con los mismos jugadores.

Galeano mantuvo el invicto como local, un buen símbolo de la mejor parte del campeonato de Sanma, que la jugó con más determinación y con idea de juego que no había tenido desde que Cristian Ferlaurto ejercía la dirección táctica.

 “Tuvimos un buen segundo semestre, pero cuando perdimos la chance del Reducido nos empezó a ir mal”, analizó Barabás, que tiene su continuidad en duda.

Entretanto, el arquero Scurnik también hizo un resumen del año: “Estuvimos lejos de los objetivos que nos habíamos planteado, aunque hicimos mucho esfuerzo. Esperemos que este descanso sirva para renovarse y sacarnos lo malo que pasamos este año, en  los futbolístico y en lo extrafutbolístico.” Y dijo que debe sentarse a charlar con los dirigentes sobre su continuidad. “Quiero jugar acá hasta el último día de mi carrera” tiró el Ruso, consciente de que sólo el trabajo puede ayudar a dar vuelta un campeonato lleno de sombras. 

Posts relacionados

Top